El sector TIC lejos de la igualdad de género, solo el 30% de los profesionales del sector son mujeres

cabecera-adalab

El sector TIC lejos de la igualdad de género, solo el 30% de los profesionales del sector son mujeres

La falta de talento formado en el sector IT es un reto al que nos enfrentamos día a día, pero la poca presencia de las mujeres en este sector es aún más preocupante. En Europa, solo el 30% de los profesionales que trabajan en el sector de la Tecnología de la Información y la Comunicación son mujeres, según los datos del Libro Blanco de las mujeres en el ámbito tecnológico publicado por la Secretaría de Estado en marzo de 2019.

Si ponemos el foco en la brecha salarial, tal y como podemos ver en el siguiente gráfico (*), entre los 5 y los 10 años de experiencia laboral es el rango en el que más se acentúa la brecha salarial entre hombres y mujeres, llegando al punto de que el salario de las mujeres es un 28% más bajo que el de los hombres en perfiles con los mismos años de experiencia.

*Datos obtenidos de la encuesta salarial 2019 realizada por Ticjob.es a profesionales del sector TIC

Como dato esperanzador, en perfiles intermedios (2-5 años de exp.) la diferencia salarial es sólo de un -1%, pero no sabemos si supone un cambio de tendencia, o simplemente que la brecha salarial se amplía negativamente para las mujeres según pasan los años por el techo de cristal que existe a la hora de conseguir puestos de mayor responsabilidad en las empresas, y por tanto mayores salarios. Si consultamos en citado Libro blanco de las mujeres en el sector tecnológico, tan solo el 4% de las mujeres llegan a ser CEO en nuestro país.

Colaboramos con Adalab para mejorar la empleabilidad de mujeres con formación digital en el sector tecnológico

En Ticjob.es nos comprometemos a aportar nuestro granito de arena para avanzar hacia una situación de igualdad y diversidad en el sector, por ello ahora unimos nuestros esfuerzos a los de Adalab, una escuela especializada en formación digital para mujeres que les invita a reprogramar su futuro y le abre las puertas a un nuevo futuro laboral. Con nuestro a Adalab, contribuiremos a mejorar la empleabilidad en el sector tecnológico de mujeres con formación digital.

Creemos que la apuesta de Adalab por la mujeres que se reinventan como profesionales digitales es un eslabón indispensable para aumentar la presencia femenina en el sector tecnológico y reducir la brecha de género que existe. La escasa presencia de mujeres supone también menos profesionales para las empresas, en un sector que ya presenta problemas para cubrir su demanda de perfiles. Además, Adalab cuenta con una rede de empresas comprometidas con crear equipos más diversos y eliminar la brecha salarial por géneros en un sector que debería ser pionero en la equidad.

En Ticjob.es nos comprometemos a transmitir datos transparentes sobre la evolución del mercado TIC en España para concienciar sobre la brecha salarial, siendo el acceso a la información una de las claves para la mejora.

Maximilien De Coster, President of Board of Directors en Ticjob.es

Conozcamos más sobre Adalab

Uno de los objetivos de Adalab es reducir la brecha de género que existe en el sector de la tecnología, y lo hacen de una forma muy directa: formando a mujeres en programación front-end y apoyándolas para que consigan su primer trabajo como programadoras.

Adalab está formado por un equipo de profesionales que creen en el emprendimiento social como motor de cambio y comparten su pasión y valores por construir un mundo más justo y sostenible. Rosario y yo contábamos ambas con experiencia en el sector privado y el sector social cuando nos conocimos hace años, y a finales de 2015 decidimos crear un emprendimiento que tuviera un impacto positivo en la sociedad, contribuyendo a que la mujer ocupe el lugar que se merece en el sector del futuro. Así nació Adalab que actualmente ha formado ya casi a 400 mujeres.

Inés Vázquez, CEO y fundadora de Adalab

Sus alumnas, las adalabers, son mujeres que quieren reinventarse en una profesión con futuro. Mujeres desempleadas o que no han encontrado salidas profesionales de calidad en las que desarrollar todo su potencial. Adalab es más que un curso de programación, en Adalab no solo se aprende a programar, sino que también se vela porque sus alumnas sean buenas profesionales. Por ellos, las adalabers cuentan con docentes técnicos con años de experiencia en programación y también especialistas en habilidades transversales para la empleabilidad, además de una comunidad formada por antiguas alumnas y voluntarioas y voluntarias del del sector, que las acogen con los brazos abiertos para acompañarlas en su nueva aventura como programadoras.

Actualmente, se han preocupado por adaptar su formación a la nueva normalidad que se ha presentado por la COVID-19 y que sus alumnas salgan preparadas para trabajar en esta nueva realidad.

En marzo 2020 migramos nuestros cursos a un formato 100% online, y comprobamos que con una buena metodología, herramientas virtuales y el mismo apoyo por parte del equipo docente, los resultados en el aprendizaje se mantenían. Por otro lado, muchas empresas están cambiando su forma de trabajar y el uso del teletrabajo se está extendiendo de forma acelerada, así que en los últimos meses nuestras empresas colaboradoras han incluido la capacidad de trabajar en remoto, como uno de los requisitos para contratar a nuestras alumnas, aún siendo juniors. Y por eso hemos querido adaptar nuestro programa a las necesidades de las empresas, para que nuestra alumnas aprendan a trabajar en remoto y estén más preparadas para conseguir su primer empleo como programadoras, con cursos intensivos en 2 modalidades, semipresencial y online, y ampliación de horarios.

Inés Vázquez, CEO y cofundadora de Adalab

Cada una de sus promociones lleva el nombre de una gran mujer del sector científico/tecnológico, ayudando así también a dar visibilidad a todos esos nombres de mujeres que han pasado desapercibidos a lo largo de la historia.

Alumnas de Adalab

¿Te sientes identificada con el perfil de Adalab?

Compartir: